Descubre una magnífica obra de Rembrandt: Cristo en la tormenta en el mar de Galilea

Newsletter

Cristo en la tormenta en el mar de Galilea es sin duda una de las obras más impresionantes de Rembrandt.

En este artículo, veremos este cuadro que desgraciadamente desapareció en uno de los robos de arte más audaces de la historia y que nunca se recuperó.

Cristo en la tormenta en el mar de Galilea

 

Es difícil no quedar encantado con la técnica y la habilidad de este artista holandés para retratar escenas de todo tipo.

Rembrandt es un gran maestro, y personalmente es uno de mis artistas favoritos.Analisis de obras de arte ES

La obra que presento hoy es simplemente magnífica.

Rembrandt sólo tiene cuadros increíbles, así que elegir uno solo es difícil, pero he pensado en mostrar el que más me impresiona.

Cristo en la tormenta en el mar de Galilea es un cuadro intensamente dramático, lleno de significado y de una belleza especial.

Por Rute Ferreira, autora de cursos de historia del arte.

Rembrandt Harmens van Rijn

Pero antes de pasar al cuadro en sí, una pequeña nota sobre el pintor: Rembrandt Harmens van Rijn nació en Leyden, Países Bajos, el 15 de julio de 1606.

Se matriculó en escuelas de pintura, pero su aprendizaje se consolidó en el taller del pintor Jacob Isaaksz.curaduria de arte

Allí aprendió a dibujar y a preparar las pinturas (sí, en la época de Rembrandt, los pintores fabricaban sus propias pinturas).

Todavía joven, en 1627, Rembrandt abrió su propio estudio y, debido a la calidad de su trabajo, empezaron a llegarle encargos.

Tras la muerte de su padre y el posterior traslado a Ámsterdam, las cosas mejoraron aún más: en aproximadamente un año se convirtió en el pintor más caro y cotizado de la región.

Famoso por sus retratos, Rembrandt registró la sociedad holandesa como nadie, convirtiéndose en uno de los mayores pintores holandeses de la historia del arte.

Produjo unos 300 cuadros y 300 grabados en su vida artística.

A pesar de este éxito, su vida no fue tan buena. Su historia de amor es muy triste y, como se dice, no todo es sol y rosas…

El éxito vino acompañado de gastos inasumibles y Rembrandt murió a los 63 años, siendo enterrado en una tumba de indigente.

La tormenta en el mar de Galilea

Christ in the Storm on the Sea of Galilee 

 

Volvamos al cuadro de hoy: Cristo en la tormenta en el mar de Galilea es una de las muchas escenas bíblicas realizadas por Rembrandt.

El cuadro muestra el pasaje narrado en la Biblia en el que los discípulos están aterrorizados ante una tormenta.

Jesucristo los calma, y luego enseña a los discípulos la importancia de la fe. Pero mira el cuadro con atención: ¿no estarías tú también desesperado?

Lo que Rembrandt retrata es precisamente el momento de miedo y terror de los discípulos ante la fuerza de la naturaleza, en contraste con la tranquilidad de Cristo.

Uno de los maestros en la creación de efectos brillantes en el juego entre la luz y la oscuridad, Rembrandt atrae nuestra atención hacia el lado izquierdo del cuadro.

De allí salen las grandes olas y los discípulos acuden a salvar la pequeña barca. En la lucha, la naturaleza parece ganar.

The storm on the sea of Galilee detail

 

Mientras cinco de los hombres se pegan a la vela de la barca, los demás corren hacia Jesús, que se distingue de los demás por un sutil halo.

Lo que parece, si no conociéramos la historia, es que todos van a ahogarse.

 

The storm on the sea of Galilee Jesus

 

Fechada en 1633, la obra no retrata sólo una situación de angustia: es la angustia misma.

Dónde está La Tormenta en el Mar de Galilea

Por desgracia, el turbulento e impactante cuadro fue robado del Museo Isabella Stewart Gardner en 1990.

El cuadro – La tormenta en el mar de Galilea – ya había pertenecido a varios coleccionistas cuando fue adquirido por Isabela en 1898.

Dos ladrones se disfrazaron de policías y llegaron al museo diciendo que iban a atender una llamada de emergencia.

Cuando entraron en el recinto, robaron el equivalente a quinientos millones de dólares. Además de esta obra, robaron los cuadros de Vermeer.

Entonces el museo ofreció una recompensa a quien diera información que permitiera dar con el paradero de las obras de arte.

Por desgracia, siguen desaparecidas.

Sin embargo, el museo aún tiene esperanzas. En el lugar donde solía colgar el cuadro, su marco permanece vacío, esperando que su corazón vuelva a casa.

cursos de historia del arte

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Rellena este campo
Rellena este campo
Por favor, introduce una dirección de correo electrónico válida.
Necesita estar de acuerdo con los términos para continuar

Newsletter

Menú